martes, 2 de julio de 2013

Yo te escucho

jesus escuchameLlámame cuando estés angustiado,
Yo te libraré y tú me honrarás.”
Que frase tan potente de Dios.
Todo lo que Dios dice tiene poder.
Cada una de sus palabras
tiene fuerza y eternidad.
Pero esta frase tiene un sabor adicional.
Es Dios mismo quien está hablando

y nos dice que podemos llamarlo
cuando estamos angustiados.
En esta era de las comunicaciones,
a veces no podemos llamar a quien queremos:

El locutorio está lleno, el celular está sin batería,
el Skype no nos funciona, el teléfono da ocupado,

o no quieren atendernos.
Sin embargo con Dios no pasa eso.
Él está siempre atento y dispuesto a escucharnos.
Nos ofrece su oído permanente
para cada situación de la vida,
y en especial cuando estamos tristes.
Cuando estamos cargados con problemas
y no vemos soluciones.
Si hoy tu día es gris, Dios te ofrece que le cuentes.
Y lo más maravilloso del asunto,
es que no sólo nos ofrece escucharnos
sino que además, nos promete una solución.
Él promete librarnos de la angustia.
Él promete ayudarnos.
Cuando te levantes en esos días

que todo parece peor, cuando los problemas
siempre suman pero nunca restan,
cuando te pesa el cuerpo de tanta angustia
y no podemos dar otro paso,
cuando tu problema sea tan largo,
que piensas que es eterno,
Dios vuelve a decirte:

“Yo te escucho y Yo te ayudo”.
El poder de Dios no tiene límites,
pero muchas veces somos nosotros
los que lo limitamos.
Él quiere ayudarnos, Él quiere librarnos

de la angustia del problema que tenemos.
Él tiene el poder de hacerlo.

            http://angelesamor.org/poesia/yo-te-escucho.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario