jueves, 24 de octubre de 2013

LA CANCIÓN DE DIOS

LA CANCIÓN DE DIOS

Publicado el 24 marzo 2010 a las 9:43 am

8776_2560x1600

Quién es usted? ¿ Alguna vez se ha formulado esta pregunta? Lo más probable es que no. Esa pregunta le parecería absurda porque uno nunca reflexiona sobre su identidad. SI alguien le hubiera hecho la pregunta, usted habría respondido: “Me llamo Juan Perez.Vivo en tal dirección. Tengo tantos años de edad. Soy el hijo de José Perez. Trabajo en tal lugar”. Y tal vez habría añadido que era miembro de la iglesia correcta y del partido político correcto.
Bien: en lo que respecta a tales afirmaciones, son correctas, como la descripción del retrato que usted proyecta actualmente ,pero – y aquí está el problema – es sólo un retrato. No es más que una dramatización de las opiniones sinceras que usted tiene respecto de sí mismo. No es su verdadero yo. No es otra cosa que un símbolo pasajero, inestable, de su actitud mental presente, nada más.
El verdadero yo es un ser espiritual, perfecto, eterno e incorruptible. El verdadero yo es la expresión viviente del Mismo Dios, que en potencia expresa todas las cualidades de Dios. “A su imagen y semejanza’.
¿ Qué es el hombre? Es parte de la expresión propia de Dios. Dios canta una canción y esa canción es el hombre. Una canción, como usted sabe, expresa la naturaleza del cantante. El instrumento del cantante no está integrado solamente por sus cuerdas vocales, es también todo su cuerpo y toda su mente. Si el cantante está enfermo, o cansado, o furioso, todos esos estados de ánimo se manifiestan en la canción . Si su corazón está lleno de alegría, de belleza y de amor Divino, esas cosas también se expresan en la canción. El hombre es el himno del Cantor Divino, y la armonía celestial es su naturaleza.
¿ Por qué Dios entona un canto? Por pura alegría, no por algún objetivo ulterior, o por alguna especie de ganancia o provecho. Dios se expresa por el mero gozo de vivir, porque El es Dios.
Esa es la verdad absoluta o real , pero la tarea de uno consiste en demostrarla, en llevarla a la realidad práctica, en cambiar el retrato limitado que vemos por la gloriosa verdad que conocemos. Lo cual solo podemos lograr dejando que Dios lo logre a través de nosotros.
“YO dije: Sois dioses, todos vosotros sois Hijos del Altísimo”. Salmos 82:6 ; Juan 10:34.
Emmet Fox
          http://abundanciainfinita.com/abundancia/la-cancin-de-dios/

No hay comentarios:

Publicar un comentario